LA SUPERFICIALIDAD EN EL MUNDO LABORAL

rain, window, person, woman, beauty, face, rainy, raindrops, dro

Vivimos en una sociedad donde la imagen influye mucho. Prueba de ello es el constante bombardeo de anuncios, productos de belleza, dietas o gimnasios que buscan que proyectemos el mejor físico posible. Y esa exposición se lleva también en las redes sociales, donde se suben constantemente fotos compartiendo la belleza personal y recibiendo un constante feedback. Un buen físico engancha, y si lo tienes serás un imán con el que conseguirás que muchas personas quieran conocerte independientemente de cómo seas por dentro.

Si lo trasladamos al mundo de las empresas, podríamos hablar de empresas atractivas y conocidas para trabajar. Influye su tipología (por ejemplo si son multinacionales), un buen marketing interno o la apariencia de que se puede ganar mucho y hacer una carrera profesional en ellas. Sin embargo, no es oro todo lo que reluce, y en este pequeño artículo te revelaré algunas claves para que puedas elegir mejor un futuro empleo o al próximo trabajador de tu equipo.

CLAVES A LA HORA DE ELEGIR UNA EMPRESA

No todas las compañías despiertan el mismo interés por la parte de los candidatos. En estos tiempos de crisis parece que poder elegir está al alcance de unos pocos privilegiados. Por ello, muchas veces nos conformamos con proyectos que resultan interesantes pero que nos generan dudas y no terminan de cumplir las expectativas. A veces aparece un mirlo blanco, una multinacional con buenas condiciones y en la que parece que nuestra carrera volverá a brillar como antes. Pero ten cuidado, no te dejes llevar por una marca, debes analizar bien el proyecto, el equipo y todo aquello que te haga estar más y menos motivado.

El problema que tenemos a la hora de tomar decisiones es que muchas veces miramos más lo macro que lo micro. Por ejemplo, si tenemos una oferta de una gran empresa vamos a ver con buenos ojos la posibilidad de pertenecer a ese sitio que es tan famoso y en el que aparentemente hay buenos salarios y posibilidad de carrera. Y no digo que no sea así, pero hay que explorar más lo micro: los pequeños detalles marcarán la diferencia.

Las grandes empresas tienen muchísimos trabajadores, departamentos y procesos. Tú no vas a pertenecer a todo ello sino simplemente a un pequeño porcentaje. Al final, tendrás tu equipo de trabajo y algunos departamentos con los que interactuarás. Por tanto, no bases tu elección en cómo se llame el sitio sino en lo que te digan que vas a hacer. Para ello, aprovecha la entrevista de trabajo para poder extraer el mayor grado de información relevante para ti.

CLAVES A LA HORA DE ELEGIR UN CANDIDATO

 

Nunca dejo de sorprenderme cuando escucho a muchos responsables sus preferencias por contratar gente de tal universidad o que estuvieran trabajando en cierta consultora. En muchas ofertas de empleo se describe una preferencia de que el candidato tuviera experiencia en ciertos tipos de empresa, y en más de una ocasión aparece la referencia de que es recomendable haber estado en una Big 4 (Deloitte, KPMG, EY y PWC).

El principal problema que se tiene a la hora de elegir es que muchas veces se da por hecho algo que no es. Se piensa que si el candidato ha trabajado en una de estas empresas entonces deberá saber hablar muy bien inglés, tener buenas habilidades en el paquete Office y poder llevar la presión y carga de trabajo mucho mejor que cualquier otra persona. La realidad no es esa, por lo que asumir sin contrastar es un error garrafal.

Como en toda empresa, hay trabajadores que rinden mejor y peor y que tienen unas determinadas habilidades que les hacen destacar, o no, en las funciones que realizan.

Por ello, independientemente de las empresas que aparezcan en un CV, debes tener la obligación de contrastar la información en una entrevista. Y aunque te sorprenda, trabajadores de empresas que no sean tan reconocidas pueden dar los mismos, o mejores resultados, que otros que pertenezcan a la élite de las compañías.

La conclusión de este artículo es simple pero efectiva. No te dejes llevar por las cosas que parecen obvias. Tómate tu tiempo en investigar y contrastar. Es tu responsabilidad evitar que un oasis se convierta en un auténtico vertedero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s