ENTREVISTA A NOELIA HERRANZ FERNÁNDEZ: ¿SABEN LAS EMPRESAS ATRAER EL TALENTO?

mejoratu

Durante este año uno de los objetivos del blog será daros a conocer la opinión de profesionales del mundo de los Recursos Humanos. A través de pequeñas entrevistas, podréis aprender otros puntos de vista que os ayudarán a entender mejor el mercado laboral.

En esta ocasión, he tenido la suerte de conocer a Noelia Herranz Fernández. Actualmente trabaja como Recruitment Consultant en CE Consulting Empresarial.

Si habéis leído más entradas del blog, ya sabréis que suelo ser muy crítico con la forma en la que se hace la selección en España. Hay mucho que mejorar por parte de todos los profesionales que trabajamos en este campo. Y sin duda, una de las grandes dificultades  es la propia búsqueda de talento.

No quiero entrar en el debate sobre lo que significa este término, ya que para cada organización y perfil es algo totalmente distinto. Lo que sí quiero aprovechar es a compartir una charla con vosotros en la que hablé sobre este tema:

El trabajo de Noelia está muy vinculado a esta actividad. Ella ayuda a muchas empresas en la búsqueda de talento. Sin duda alguna, la adaptación es una competencia clave para cualquier técnico de selección. Ella así lo indica:

Cada uno de mis clientes forma parte de una organización distinta, con distinta cultura, visión, misión y sobre todo con distintas peculiariades y distintos valores, por lo que las herramientas, técnicas y competencias buscadas, cambian con cada diferente posición y sobre todo, con las necesidades concretas de cada compañía.

Pero claro, no parece una tarea nada fácil. Noelia comparte las tres claves para poder desempeñar con éxito la labor que diariamente realiza:

  1. Análisis de la posición en detalle.
  2. Entrevistas por competencias
  3. Utilización de Herramientas digitales punteras como e-recruitment, uso de RRSS, uso de networking.

Estos pasos no son para nada sencillos. El problema que tienen las competencias es que tienen que estar definidas, ya que de por sí son algo abstracto. Por otro lado, una de las carencias de muchos técnicos de selección es el desconocimiento sobre la posición que tienen que buscar. ¿Cómo vas a conseguir atraer candidatos sin saber bien lo que puedes ofrecerles?

En España queda mucho por mejorar en la atracción de talento. Noelia indica lo siguiente sobre este tema:

Desde mi punto de vista, el mercado laboral español actual atraviesa una fase en extremo similar al del resto del mundo: poco talento, muy segmentado, y altamente demandado. En especial las posiciones de IT y Comerciales están tan solicitadas que es muy difícil plantear condiciones atractivas para conseguir no solo atraer, sino retener el talento el tiempo suficiente para que resulte rentable para las empresas. Esto estaría relacionado cada vez más con la tendencia del trabajo por proyectos concretos: las nuevas generaciones ya no buscan estabilidad, sino nuevos retos y proyectos que les aporten posibilidades de adquirir nuevos conocimientos. Además hay que tener en cuenta que con la posibilidad cada vez más extendida del trabajo a remoto, el talento más solicitado decide aceptar ofertas más atractivas de empresas extranjeras, y con la posibilidad de seguir trabajando en España.

Aunque sigamos en crisis, para ciertos perfiles hay mucha más oferta que demanda y eso dificulta mucho su búsqueda. Por otro lado, las condiciones contractuales y características del proyecto son algo fundamental para atraer a los mejores profesionales. Ambos aspectos no se han dado durante los últimos años en muchas empresas y confío en que en el futuro puedan mejorarse las condiciones de la mayoría de los puestos de trabajo.

Por último, pregunté a Noelia si había vivido alguna entrevista (como candidata) en la que hubiera sentido que la empresa realmente se preocupaba por atraer el talento. La respuesta fue positiva:

En concreto, yo sí he podido experimentar un proceso de selección donde sentí que les preocupaba algo más que experiencia y formación. Fue especialmente gracias a la directora del área, que me realizó una entrevista por competencias en profundidad. Esto, unido a que sondeó que tanto como el proyecto, la empresa y mis expectativas al respecto eran compatibles y estaban encaminadas a un objetivo común, hicieron de la entrevista un grato espacio de diálogo, y además sentí realmente que buscaban algo más que un simple currículum. En resumen podría decir que la entrevista por competencias fue lo que marcó la diferencia, y tal y como lo aprendí, lo utilizo diariamente yo misma como manera de detectar y atraer el talento.

 Algo que no debe olvidarse es que las empresas son un conjunto de personas. Y decir que una compañía atrae bien el talento es un error, ya que son ciertos profesionales de esa compañía los que hacen esa labor. Por ello, la gran clave para atraer el talento es ser un buen profesional en el área del mundo de los Recursos Humanos y poder contar con puestos de trabajo que reúnan condiciones interesantes para los candidatos. Sin estos dos aspectos, la atracción del talento será una tarea imposible.

Ha sido un placer conocer a Noelia y no dudéis en conectar con ella por LinkedIn. Si trabajas en el mundo de los RRHH y quieres participar en futuras entrevistas en el blog no dudes en ponerte en contacto conmigo en la dirección mtelaboral@gmail.com

Anuncios

EL TALENTO NO SE RETIENE. EL TALENTO SE DISFRUTA

carousel-talento3-0

Os sorprendería la cantidad de veces que he leído que hay que retener el talento en las organizaciones. Es un gran debate el poder saber qué ofrecer a los trabajadores que destacan para que no abandonen aquellas empresas en las que trabajan. Sin embargo, el talento no entiende de barreras y el concepto de retención alude más a una cárcel que a un propio impulso del mismo. En este pequeño artículo me gustaría compartir contigo mi visión sobre este aspecto.

¿QUIÉN TIENE TALENTO EN LA ORGANIZACIÓN?

La respuesta a esta pregunta siempre estará ligada a una gran problemática. Aunque no lo admitamos, etiquetamos a las personas con las que nos rodeamos. Identificamos los roles y habilidades de nuestros círculos. Hay compañeros que trabajan más y menos, que se relacionan mejor o peor con los demás o que nos hacen sentir bien o mal. Así con infinidad de características, pero conforme más conocemos a los demás sabemos a quién podemos, o no, hacerle un determinada petición.

Pero, qué difícil es detectar el talento en el mundo laboral, es decir, aquél trabajador que sobresale en una o varias áreas. Porque siempre parece asociarse al que destaca, al que innova y al que se diferencia. Pero qué equivocados estamos en no verlo en aquellas personas que cumplen con su rutina, y que aunque no aporten cosas nuevas, sacan religiosamente su trabajo adelante y están disponible para solucionar los problemas de la organización. Me he hartado de leer que las organizaciones necesitan soldados, personas que cumplan y que hagan sus tareas sin rechistar. Pero ahí también existe el talento. El gran error de las empresas está en no saber que todos sus trabajadores tienen talento. La dificultad es detectarlo, potenciarlo y sobre todo, darse cuenta de si es necesario o no en la organización.

APRENDIENDO A DISFRUTAR DEL TALENTO

El miedo es una de las emociones que reina en todos los niveles de la empresa. Respecto al talento, uno de los principales temores es que los trabajadores se marchen a la competencia o que dejen al equipo en bragas. Y esa sensación genera desconfianza, malentendidos y en definitiva la obligación de generar cierta pertenencia al trabajador. Sin embargo, lo que se olvida, pese a estar en esta época, es que las personas son las que deciden trabajar y también finalizar sus experiencias laborales. Una empresa no es una cárcel en la que cumplir condena. Por tanto, hay que asumir que cualquier persona puede abandonar en cualquier momento la organización.

El talento se disfruta y se debe aprender de él. Imagina que conoces a tu pareja ideal y no dejas de preocuparte por si se irá. Realmente no estás disfrutando ni aprovechando todos los momentos a su lado. Vives más en una situación negativa que en la realidad. Y claro que esa situación de ruptura puede darse. Pero será aún más dolorosa si no pudiste disfrutar al máximo de esta experiencia por tus temores.

En el entorno laboral puede pasar lo mismo. Por ello, es importante aprender en qué se caracteriza ese talento y potenciarlo al máximo. Tal vez la clave sea aprovechar todo lo que se puede ganar en el día a día. Intentar que el talento deje huella en la organización para que sea adquirido por otros trabajadores. Hay que darle alas al talento en vez de grilletes. Porque puede que de esa forma, elija estar durante mucho más tiempo en nuestra empresa. Y sobre todo escuchar lo que necesita. Puede ser dinero, proyectos, tiempo…; pero más importante aún, no engañarse si la empresa no puede darle lo que busca. Por tanto, no retengáis ese talento y disfrutad de él.