EL MODELO DE LAS 5 P´s: TÉCNICA INFALIBLE PARA EL ÉXITO

El tema que voy a tratar hoy, es algo que es tan sumamente claro y obvio que, al final, la gente olvida por completo llevarlo a la práctica. Hoy hablaremos del modelo de las “5P´s”, un modelo muy sencillo, que conduce al éxito (solo para aquellos logren cumplirlo).

“En educación, algo más importante que ganar tiempo es, precisamente, perderlo” dijo Jean-Jacques Rousseau. Y razón no le faltaba. En tiempos de globalización, donde la digitalización y la tecnología toman ventaja a pasos agigantados… En tiempos de competencia extrema, de cambios político-económicos, donde los sistemas productivos son cada vez más simplificados y dejan al capital humano expuestos a una situación más “vulnerable”, es ahora justo el momento más importante de llevar a la práctica la premisa de Rosseau.

El modelo de las “5P´s” aluden a 5 acciones vitales para la subsistencia (o no) profesional:  “Proper preparation prevents poor performance”. En español, su traducción literal sería algo así como “una preparación apropiada previene los resultados pobres”Es sencillo e intuitivo, pero ¿lo llevas a la práctica?

david casado, proper preparation prevents poor performance, 5P´s, PPPPP, performance, prevention, planification

Se dice que la procedencia de dicho modelo es británica. Es un modelo que se conformaba por “7P´s” y se utilizaba para estrategias militares y bélicas. Su significado, “Proper Planning and Preparation Prevent Piss Poor Performance”, que en español significaría lo mismo pero incluyendo la planificación y otra acción que es algo más agresiva y apropiada para entornos militares.

Volviendo al “Business World”, nuestro objetivo, esto viene a recordar y poner de relieve la importancia de mantenerse actualizado y de tener una cierta orientación al largo plazo para prevenir y evitar cualquier tipo de situación adversa a nivel profesional. Y va enserio; si quieres alcanzar el éxito en el día de mañana, es importante llevar esta regla “a raja tabla”. Y que no suene difícil, porque es tan sencillo como tratar de hacer algo distinto cada día para sacar en el futuro el mejor provecho de tí; mantente vivo y atractivo profesionalmente.

Lo creamos o no, debemos de ser pulcros. Hoy en día no vale solo con sacar un titulo universitario y “a vivir la vida”. Es importante proyectarse a uno mismo en el futuro, evaluar los desafíos que se aproximan y, en base a ello, planificar tu plan de acción. Así, cueste más o menos, evitaremos caer en “la trampa del siglo XXI”: los avances ocurren cada vez a mayor velocidad y lo que hoy es relevante, mañana está próximo en caer en desuso y, por consiguiente, tus conocimientos. ¿Qué necesitamos para prever nuestro “poor performance” o bajo rendimiento? 1) Tratar de elegir bien a qué queremos dedicarnos y dónde queremos hacerlo (o al menos entender bien cuales son aquellas cosas que nos hacen sentir más cómodos a la hora de trabajar) y 2) entender bien qué es lo que viene después. Obviamente, trabajar en algo que te apasiona te hará entender proactivamente qué es lo que viene y qué es lo que tienes que hacer para estar preparado para lo que venga.

competition_tug_sl_0

Todo lo anterior, llevado a la práctica adecuadamente, conduce a unos resultados que posicionarán a los agentes implicados a los dos lados de la balanza: competitivos vs no competitivos. Y hablo a nivel de personas porque acostumbro a trabajar con ellas, aunque esto también sucede incluso a nivel empresarial o macroeconómico. Solo basta coger un periódico o poner las noticias y pararse a pensar un poco.

Por poner un ejemplo, ¿cuál creéis que será el resultado del Brexit? Francamente, y centrándome en mi más puro punto de vista personal, considero que ello posicionará a unos tantos en un lado y a otros muchos en otro. ¿Quién ganara? los que fueron precavidos y trabajaron pensando en los retos que traería el largo plazo ¿Quién perderá? Los corto-placistas. Y ahora viene la pregunta clave, ¿qué tengo que hacer para prepararme adecuadamente y prever un rendimiento bajo a futuro? Algunos consejos son:

1. Planificación y anticipación:

  • Acude a webinars o eventos que involucren a tu sector o industria de actividad.
  • Lee y sigue blogs relevantes, donde se discutan temas de actualidad
  • Sigue a personas influyentes de tu sector, seguro que tienen regalos que compartir (información de utilidad en este caso).

2. Preparación:

  • Los anteriormente mencionados, son también una gran fuente de conocimiento y recursos.
  • Prepárate bien en idiomas que será una de las competencias más demandadas en el futuro inmediato.
  • Estudia cursos o titulaciones a distancia; hay algunas instituciones realmente buenas y con unos precios bastante asequibles.
  • Fórmate en competencias digitales.
  • Aprende a escuchar y percibir; probablemente debas mantener vivas o desarrollar algunas competencias (análisis, gestión del cambio, gestión de equipos, etc).

Procrastinar-752x440

Una última cosa por concluir. Este artículo queda en cierto modo lejos de aquellas entradas que escribo hablando de cosas más interesantes o genéricas. Pero créeme, si has llegado hasta aquí, tienes más de medio camino hecho. Continua así, porque lo estás haciendo muy bien. Ah, y no procrastines 🙂 si encuentras esta “P” en tus prioridades, dale una patada y mándala lejos. Porque eso hace que dejes todo para última hora y, por lo tanto, no tendrás tiempo suficiente como para reaccionar.

Muchas gracias por leerlo. Espero que te haya sido de interés. No dudes en compartir si te ha gustado 🙂

Anuncios
Competencia, skill, habilidades, aptitudes, actitudes, evolución, estados, estadios, entrevista por competencias, skills set

LOS 4 ESTADOS EVOLUTIVOS DE UNA COMPETENCIA

Competencia, skill, habilidades, aptitudes, actitudes, evolución, estados, estadios, entrevista por competencias, skills set

Las competencias profesionales o habilidades son algo tan sumamente impreciso que resulta difícil dar un término ideal para éstas. Bajo mi punto de vista, vendría a ser el conjunto de conocimientos, actitudes, valores y capacidades que tienen los individuos  en mayor o menor medida para llevar a cabo una actividad (profesional).

Aprenderlas dependerán de las limitaciones, motivaciones y contexto de cada individuo. Pero utilizarlas, tal y como indican Joseph O´Connor y John Seymour en su libro “Neuro Linguistical Programming”, lejos de lo que la mayoría de los profesionales del mundo de los RRHH y de psicología te dirían, será algo que harás inconscientemente y no conscientemente; como prácticamente la mayoría de las cosas.  Y es que estos dos individuos dividen el estado evolutivo de las competencias en cuatro estados:

1. Partimos de un primer estado en el cual las competencias no las sabemos. Tampoco conocemos en qué grado sabríamos desarrollarlas en caso de poder hacerlo. Por lo tanto, éste estado sería la Inconsciente Incompetencia, porque no sabes nada.  Por ejemplo; hasta el momento en el que no te dispones a conducir un coche, no te haces a la idea de qué necesitas para hacerlo.

2. El segundo estado sería la Consciente Incompetencia. Es en este estado en el que empiezas a ser consciente de cuáles son las limitaciones que tienes, qué no tienes y qué necesitas para hacerlo correctamente. Volviendo al ejemplo de la conducción, necesitarás una serie de cosas como prestar constantemente atención a los espejos y frente, tener conocimientos de conducción vial, saber cómo funcionan los coches a la hora de arrancarlos y conducirlos, etc…

Competencia, skill, habilidades, aptitudes, actitudes, evolución, estados, estadios, entrevista por competencias, skills set

3. El siguiente estado, como es de esperar, es la Consciente Competencia. Una vez que has aprendido cómo hacer las cosas, empezarás a hacer las cosas utilizando todos tus sentidos y evitando caer en fallos. En este punto, has aprendido cómo hacerlo, pero te falta afinarlo y pulirlo. En el caso de la conducción, mirarás por los espejos 20 veces antes de cada maniobra, te preguntarás a tí mismo por el significado de las señales de tráfico, etc.

4. El último estado sería la Inconsciente Competencia. En este punto de dominio eres ya un/a hacha. Todos los patrones, consejos y reglas que aprendiste, se convierten en simplemente una parte más de tu comportamiento… Es algo que harás sin pensar, sin deliberar. En este caso, podrás conducir a la vez que mascas chicle, con la música puesta y con acompañantes en el coche. Ah, y sin mirar 20 veces por el espejo sino solamente el número de veces que sea necesario para asegurar la maniobra.

Y esto, no es algo que pasará solamente con la conducción vial. Sino con prácticamente todo lo que haces diariamente. Desde interactuar con tu entorno hasta interactuar con personas. Hacemos las cosas prácticamente sin pesar y eso, de acuerdo a esta teoría, es bueno. Siempre y cuando hayamos tenido antes claro cuáles fueron nuestras limitaciones y las sigamos teniendo presentes si, en el aprendizaje, no dejaron de serlo.

¿Y tú? ¿tienes alguna compentencia por desarrollar? ¿en qué punto crees que se encuentra?